El estudio de grabación virtual.

Que iban a imaginar los productores musicales hace 20 años que los estudios de grabación funcionarían en reducido espacio dotados de una serie de consideraciones virtuales sin nada que envidiarle a los estudios análogos tradicionales en la producción discográfica .

Estudio de grabación virtual

Los últimos logros internacionales de la industria musical se debe a los estudios virtuales y, sin embargo, muchos productores no muy convencidos de la tecnificación del audio, le apuestan a las válvulas de grandes aparatos en los estudios análogos pensando que son insustituibles. La grabación digital es como su nombre indica, digitalizar una muestra de audio, normalmente en un ordenador para poder trabajar con ella. La ventaja de los sistemas virtuales es que los buses pueden convertirse y reconfigurarse, según la necesidad de cada proyecto, cosa que con los mezcladores de estado sólido convencionales no es posible (el numero de buses esta prefijado y no se puede modificar). A parte de la inmejorable calidad de audio digital, el estudio de grabación virtual posee una ventaja indiscutible con respecto a otros sistemas de grabación, y es la precisión.

El productor puede Cortar, pegar, cambiar, duplicar, editar, asociar, volcar, combinar simultáneamente dos o más señales diferentes, realizar diversas tareas que le permita avanzar con precisión hasta lograr el equilibrio deseado en una mezcla, sin cancelar fases y menos arruinar instrumentos. Otra de las características del sonido digital es la ausencia total de ese ruido que, en mayor o menor medida, afecta a las grabaciones análogas, conocido habitualmente como gis.

Pero a pesar de una establecida conexión con los estudios análogos, el artista llanero ha entendido que no es necesaria una inversión astronómica de dinero y el sacrificio de largos viajes a otras ciudades para lograr grandes resultados en una producción discográfica. Está demostrado que más allá de un buen registro de audio, cosa que se logra fácilmente en un estudio virtual, el artista debe asegurarse de un buen acompañamiento musical, buenas composiciones y, lo más importante: una excelente toma de voz para lograr el éxito de la obra.

Los estudios virtuales están a disposición y al alcance de los productores de cualquier género musical con grandes ventajas significativas  que favorecen al intérprete- ¿Qué quieres que haga por ti? ¡Lo que me pidas, eso hago! Si se presentan fallas, es tu culpa por no interpretarme correctamente.